Search
Close this search box.
Search
Close this search box.

Nace nueva Mesa de Capital Humano para la industria del Hidrógeno Verde

  • La instancia busca generar bienes públicos que aporten al desarrollo de esta industria en el país, como diagnósticos de brechas laborales y una propuesta de hoja de ruta para el desarrollo de capital humano, entre otras.

Santiago, jueves 07 de marzo de 2024.- Hoy Chile cuenta con una gran oportunidad para estar a la vanguardia de la producción de Hidrógeno Verde (H2V), componente crucial para alcanzar los objetivos de cero emisiones de carbono. En este contexto, SOFOFA Capital Humano, SOFOFA y la Asociación Chilena de Hidrógeno, H2 Chile, en conjunto con el Ministerio del Trabajo, representado por Sence y ChileValora, el Ministerio de Energía y la Cámara Chilena de la Construcción, entre otras entidades públicas y privadas, anunciaron la creación de la Mesa de Capital Humano para la industria del Hidrógeno Verde, instancia que espera aportar a las diversas iniciativas que buscan desarrollar esta industria en el país, con especial énfasis en el desarrollo local en las regiones de Antofagasta y Magallanes.

En materia de hidrógeno verde, Chile tiene el potencial para producir a bajo costo y a gran escala, con proyecciones que estiman cerca de 80 mil empleos en la industria para el año 2030 (estimación H2 Chile). En ese marco, el país enfrenta el reto de satisfacer la demanda de empleo y habilidades especializadas en este sector emergente.

La Mesa de Capital Humano para esta industria, cuenta con el apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y busca aportar una perspectiva especializada, alineando esfuerzos públicos y privados para estimar la futura demanda de empleo, pilotar iniciativas que generen rutas laborales ascendentes y evolutivas y desarrollar habilidades críticas necesarias para el futuro de esta industria.

Esta instancia que también reúne el aporte de empresas como AES Chile, Engie, Green Patagonia, TotalEnergies H2, ENAP, Mae Energy, Total Eren y HIF Global, espera desarrollar una hoja de ruta detallada que permita entregar aportes traducidos en bienes públicos que estén disponibles tanto para las empresas, como el sector público, para avanzar más rápido en los desafíos que plantea esta industria.

Al respecto, la presidenta de SOFOFA, Rosario Navarro, afirmó que “para capitalizar estas oportunidades, necesitamos articulación público-privada, un marco regulatorio que impulse el desarrollo sostenible, infraestructura adecuada y el desarrollo de las habilidades laborales y competencias que demanda y demandará la industria del Hidrógeno Verde”.

En este sentido, Natalia Lidijover, gerenta de Desarrollo de Capital Humano de la Corporación Sofofa indicó que “la pregunta que nos debemos hacer es que si deseamos llegar a ser líderes en el hidrógeno: ¿Cuál es el capital humano que requerimos? Nos interesa que se genere desarrollo local y trabajar la matriz de habilidades que nos permita construir el perfil para aprovechar esta oportunidad en profundidad y con la rapidez necesaria para capturar las oportunidades que nos brinda este nuevo espacio de desarrollo productivo”.

Asimismo, explicó el panorama actual del sector en el ámbito del capital humano: “una vez que las inversiones se materialicen, la industria necesitará contratación masiva vinculada a la construcción de la infraestructura que será base para esta industria y queremos saber qué habilidades se requieren ahora para dar respuesta a este desafío. Actualmente no hay un referente mundial de producción masiva que nos permita entender qué hay que hacer y por ello la coordinación, la investigación y la articulación abierta de propuesta es una necesidad para concretar lo que hoy se proyecta”.

Por su parte, Marcos Kulka, director ejecutivo de la Asociación Chilena de Hidrógeno, H2 Chile, afirmó que “sabemos que el hidrógeno verde es una industria de alto potencial que resuelve parte importante de la crisis climática, pero tiene otro gran valor que es la generación de empleo. Tiene que llevar la promesa de generación de valor a los territorios y parte de los beneficios para la sociedad, para las comunidades y para el país en general es la generación de empleo. Al ser una industria tremendamente transversal, con muchas componentes, hace que el factor de empleabilidad sea muy alto en relación a otras industrias que están asociadas a la descarbonización”.

El Hydrogen Council estima que, para el cumplimiento de los objetivos de carbono neutralidad al 2050, el mercado del hidrógeno representará el 22% de la demanda global de energía para el año 2050, con un mercado estimado en tres mil billones de dólares.

Chile tiene una capacidad de generación eólica y solar que supera 70 veces su demanda actual, y un costo de producción de H2V que está entre los más bajos a nivel mundial, está bien posicionado para liderar este cambio. Sin embargo, la realización de este potencial depende en gran medida de la disponibilidad y preparación del capital humano necesario para impulsar esta industria.

otras publicaciones